Conectarse

Recuperar mi contraseña

¿Quién está en línea?
En total hay 2 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 2 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 19 el Mar Jun 25, 2013 10:00 am.
Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Últimos temas
» Juego del arriba, respuesta, pregunta
Mar Ene 17, 2012 9:53 pm por mauren

» Palabras encadenadas
Mar Ene 17, 2012 9:23 pm por mauren

» ¿Que escoges?
Lun Ene 16, 2012 10:46 pm por mauren

» ....
Vie Ago 19, 2011 5:34 pm por Azulina

»  Misión a Luxemburgo - Lea Fenikkusu y Kanda Yuu
Jue Jul 28, 2011 5:48 pm por Luna Mikk

» mmm... mejor diré Hola.
Jue Jul 28, 2011 4:53 pm por Luna Mikk

» Ausencia
Jue Jul 28, 2011 4:31 pm por Luna Mikk

» Misión a Luxemburgo - Lea Fenikkusu y Kanda Yuu
Miér Jul 27, 2011 6:10 pm por Lea Fenikkusu

» Muerte de compu u.u
Miér Jul 20, 2011 7:22 pm por Luna Mikk


Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por ChibiMoyashi el Dom Mar 06, 2011 3:13 am



Rede traspasó la puerta dimensional seguido por Zai, que acababa de volver del comedor. Aunque habría estado tentado de observar la grabación en seguida, algo le llamó la atención lo suficiente como para levantar su vista del libro y decidir que la misión era total prioridad en aquel momento. O al menos, el funcionamiento de las puertas, pues la textura que sus botines tocaban no era adoquinado sino hierba, y no pretendía caer en uno de los tantos jardines que había en Sumaré.

- Zai, súbeme – le dijo al golem, que con su forma de bola se alzó en el aire con el niño sentado encima de él. Rede observó sobre los árboles y vio la ciudad a lo lejos, bastante más lejos de donde debería haberse abierto la puerta.

Entornó los ojos y frunció levemente el ceño. Probó de nuevo, esta vez sin moverse de encima de su golem. La puerta seguía sin dejarle en la ciudad, pero llegó a la conclusión de que no era por causa de las puertas. Se había fijado que no había cambio alguno desde la última vez que le llevaron adonde quería y ese momento, por lo que el problema debía de estar afuera. Una vez más, Rede traspasó la puerta y otra vez lo mismo, a una enorme distancia de la ciudad. Observó entonces lo que le rodeaba, haciendo que Zai girase sobre sí mismo en el aire. En unos segundos, Rede había memorizado todos los elementos naturales a su alrededor: las montañas al oeste y el lago, la ciudad al este, las poblaciones que se veían más cercanas al sur y al norte. Buscó en su memoria los mapas geográficos de la zona que anteriormente ya había visto y se ubicó, justo a 15,784 km de la ciudad. Y probó de nuevo un par de veces más a pasar por la puerta, comprobando que siempre era transportado a un radio similar de la ciudad.

- Una barrera – murmuró Rede – abajo, Zai.

El golem obedeció y llevó al niño hasta cerca del suelo, donde siguió cargándolo mientras flotaba con velocidad entre los árboles en círculo, dejando que su amo observase a su alrededor. Ahora había que comprobar de qué tipo era la barrera. Una vez que dio la vuelta completa, volvió a hacer lo mismo sin pararse. Hasta que, de repente, Rede le ordenó de sopetón:

- ¡Para, Zai! – a lo que el golem obedeció, parando en seco.

Rede se bajó del golem y caminó hasta un árbol de raíces retorcidas que sobresalían levemente de la tierra. Sin detenerse a mirar nada, se acuclilló y usó dos de sus pequeños dedos como pinzas para colarlos entre las raíces, sacando un pedazo de papel de entre ellas mientras murmuraba algo brevemente. El vendaval que había levantado Zai en su carrera le había hecho observar el movimiento de esas raíces, dejando entrever levemente una de las puntas casi enterradas en la tierra del papel, y eso fue lo que le había llamado la atención. Se incorporó y miró el sello que tenía en la mano.

- Hechicería de anulación de la Orden – murmuró. Lo imaginaba, si era capaz de anular poderes noé, no podría tener muchas opciones de elección, aunque no tenía mucho sentido que estuviesen allí, solían usarse más para los reos y los conejillos de indias de los laboratorios.
Rede montó de nuevo en Zai y le dirigió a una distancia concreta, también en circulo y dio con otro de los sellos, que desactivó de la misma forma que el anterior. Así, hasta que hubo recorrido toda la extensión y los desactivó todos, sintiendo que el ambiente ahora era menos cargado. Sin embargo, cuando se dirigía hacia la ciudad sentado de nuevo sobre Zai, algo llamó de nuevo la atención de Rede, esta vez, fue su nariz.

- Zai, al sureste – el golem cambió su trayectoria, siguiendo el camino que la nariz del niño noé le indicaba. El olor de las plantas propias del lugar se mezclaba con algo quemado, pero necesitaba acercarse más para asegurar lo que era. Y realmente le sorprendió al encontrar el origen…
El pequeño pelirrojo llegó hasta un puñado de ropajes quemados y rasgados, casi irreconocibles de lo ajironados que estaban, entre restos de polvo. Sin embargo, la máquina requemada y que descansaba cerca de ellos con lo que parecía un auricular le confirmó la identidad de sus propietarios. Buscadores.

- Cuerpos y ropa carbonizados, eso es – musitó Rede, que había tenido la precaución de no bajarse del golem, pues parecía que los pobres incautos habían sido víctimas de una trampa del suelo por el aspecto quemado del mismo -, pero no por el virus de los akuma… activaron un sello – “puesto que no huele ni a akumas ni a fuego normal, el olor es más ligero, y no debe de haber sido disipado por la brisa, hay demasiado polvo aquí acumulado”, razonó mentalmente.
Rede observó, buscando el posible foco de activación para encontrar el sello. Había tres. El niño volvió a murmurar algo y los fue desactivando, hasta que al fin se atrevió a poner un botín en el suelo requemado. No pasó nada, como preveía. Por lo que los sacó del suelo y los observó, frunciendo el ceño nuevamente.

- Sellos de activación… de la Orden – el niño empezaba a sentir más curiosidad de lo normal ante aquella aparente incoherencia, ¿por qué la Orden atacaba a sus propios hombres?¿Alguna deserción quizás? – Zai, mira y recorre.

Zai obedeció y en un instante, desapareció del lado de Rede, dejándole analizar más de los alrededores sin moverse del sitio, aunque no tardó demasiado en volver a ver al golem dorado, mostrándole a continuación en un vídeo los alrededores que había recorrido y pudo comprobar que habían detonado más sellos.

- Entonces, la entrada a la ciudad debe de estar repleta… o con algo peor – se dijo pensativo, mirando en dirección a la ciudad durante un rato – Zai, llamada.
Al momento, el golem dejó de retransmitir y se convirtió en un teléfono móvil dorado, el cual cogió el niño y marcó unos números, poniéndoselo a continuación en la oreja, esperando a que cogieran su llamada.

- Sheryl, te espero a 7,567km de Sumaré, en la zona sureste, entre un claro de árboles – si le decía las coordenadas, estaba seguro de que acabaría colándose en otro planeta -. Ya he desactivado la barrera, así que la puerta no debe tener problemas para dejarte aquí mismo ahora– hablaba tranquila y seriamente sin pararse a escuchar nada, como si diera un informe - y… ten cuidado por donde pisas o por donde pasas – pues había visto también señales de activación en árboles y lugares cercanos a la puerta que no eran precisamente el suelo.

Y sin más, colgó sin dar oportunidad al otro de decir ni una sola palabra, haciendo que Zai se volviera a convertir en una bola dorada para sentarse sobre él y esperar a Sheryl, leyendo tranquilamente un libro como un niño bueno.


avatar
ChibiMoyashi

Femenino Mensajes : 292
Fecha de inscripción : 21/02/2011
Localización : Allá donde se encuentren atractivos incautos a los que dejar en calzoncillos... o ni con eso
Empleo /Ocio : Fullerismo creativo
Humor : Descontrol moyashil

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por † Kamelott † el Lun Mar 07, 2011 3:59 pm

Sheryl, tras recibir la llamada del pequeño Rede abrió la puerta en el lugar indicado por este y la atravesó con un suspiro y mirando mal al más joven. No es que le odiara... No tenía motivos, pero si iba a seguir comportándose como había hecho en la cena no se iban a llevar demasiado bien, pues Rede no parecía tener mucha conciencia o gusto por las normas de cortesía.

-¿Puedo saber por que estamos tan alejados de Sumaré?

No estaba motivado al verse tan alejado del mundo y haciendo de niñera de un niño autista al que nada le importaba más que lo que pudiera sacar de las cosas, sin contar que aun no le perdonaba el haberse atrevido a mostrarle a su hermosa Road llorando como una mentira.

-¿Qué esperamos? Vayamos a por la inocencia, acabemos con los exorcistas y volvamos a ver si mi hermosa Road tambien llega de su misión.
avatar
† Kamelott †

Femenino Mensajes : 75
Fecha de inscripción : 27/02/2011
Edad : 27
Localización : Dentrás de tí.
Empleo /Ocio : Estudiante y roleadora.
Humor : ^^

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por ChibiMoyashi el Lun Mar 07, 2011 5:15 pm


¿Acaso no le había oído la palabra “barrera” y sus palabras de advertencia? Empezaba a arrepentirse de haberle dicho aquella dirección, debió haberle mandado directo a una de las trampas que no habían sido activadas para hacerle mostrar un poco de interés en la misión. Pero, viendo lo visto, Sheryl parecía tener mucha prisa por acabar la misión, algo que por fortuna tenían en común pero que, por desgracia, no llevaban a cabo de la misma manera.

Rede cerró el libro que tenía en sus manos tranquilamente e hizo que el golem, donde aún seguía sentado, le acercara hasta el adulto poniendo sus caras a la misma altura. Y mirándole a los ojos, comenzó a hablarle con su adulta tranquilidad:

- Estamos tan alejados de Sumaré porque las afueras de la población están atestadas de trampas, de hecho, había una barrera que ni las puertas dimensionales podían traspasar pero que me encargué de buscar y desactivar… igual que la trampa en la que descansan tus zapatos – miró levemente al suelo para regresar sus ojos a los de Sheryl - . Tengo tantas ganas como tú de acabar esta misión pero si no quieres acabar frito o algo peor, será mejor que dejes de verme como a un niño y empieces a escucharme como a un adulto – le enseñó los sellos que había desactivado – porque hay más sellos de hechicería de la Orden como éstos por todas las afueras y no puedo asegurar quién los está usando ni el por qué, ya que ni éste es su uso habitual ni ésos – miró los restos de los buscadores – sus objetivos frecuentes – regresó la vista a los ojos de Sheryl - . Así que tendremos que andar con cuidado e intentar entrar en la ciudad para ver qué pasa – Zai empezó a alejar a Rede del adulto -. Si alguien no quiere que nadie entre en la ciudad, debe de ser porque no quiere que se acerquen a algo… - el golem comenzó a alejarse con el niño encima, dispuesto a seguir su camino hacia Sumaré, parándose un instante para que Rede volviera la cabeza y terminara su charla -. Será mejor que pases y pises por donde yo lo haga, desactivar todos los sellos sería una gran pérdida de tiempo y podría ser una buena distracción para posibles exorcistas, nos ahorrarían trabajo.

Y volviendo la cara al frente, Zai siguió flotando con su amo a cuestas, mientras éste observaba con atención los alrededores para detectar posibles trampas camino de la población, esperando ser seguido por Sheryl. Odiaba tener que dar tantas explicaciones pero necesitaba clamar a la seriedad del otro noé aunque… había formas más efectivas y rápidas para ello, sin duda. Pero prefirió probar suerte así por el momento, de todos modos, si no le hacía caso, el único que saldría perjudicado sería el adulto y no él. Dudaba que Sheryl tuviese algún conocimiento de hechicería, por lo que él mismo le era necesario.
avatar
ChibiMoyashi

Femenino Mensajes : 292
Fecha de inscripción : 21/02/2011
Localización : Allá donde se encuentren atractivos incautos a los que dejar en calzoncillos... o ni con eso
Empleo /Ocio : Fullerismo creativo
Humor : Descontrol moyashil

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por † Kamelott † el Miér Mar 09, 2011 8:27 am

-... Ahh...- Sheryl se quedo medio anonadado por toda la charla del pequeño y no solo por lo que le decía en esta si no más bien por que jamás le había escuchado hablar tanto a ese pequeño antisocial, ni sabía que supiese hablar de esa manera.

De todas formas ya no había marcha atrás, el Conde le había mandado de misión a Sumaré con él así que debía aguantarse. Resopló ligeramente mientras empezo a caminar tras Rede observando a su alrededor y como parecía que lo que le había contado era cierto pues los efectos de algunas de las trampas en las que algunos incautos habían caído eran visibles a simple vista.

-Más facil sería llevar a los exorcistas a una de estas trampas y que ellas sean las que se encarguen de acabarlos.- Con su poder eso no sería descabellado.
avatar
† Kamelott †

Femenino Mensajes : 75
Fecha de inscripción : 27/02/2011
Edad : 27
Localización : Dentrás de tí.
Empleo /Ocio : Estudiante y roleadora.
Humor : ^^

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por ChibiMoyashi el Miér Mar 09, 2011 3:07 pm


- Nuestra prioridad ahora es investigar si hay Inocencia y destruirla, no matar exorcistas – le contestó con tranquilidad sin perder la atención de cada minúsculo detalle del ambiente. “Además, en el caso de que aparecieran, podríamos confiar en la habitual estupidez de los humanos, puede que ellos solos cayesen en ellas sin necesidad de hacernos perder el tiempo”, pensó – Cuanto mayor tiempo pasen sin percatarse de nuestra presencia, mayor ventaja tendremos sobre ellos… en el caso de que la única Inocencia que encontremos, sea la suya…

Aquel cuidadoso paseo continuó un rato más hasta que por fin la entrada de Sumaré quedó a la vista de sus ojos dorados, haciendo que el niño noé los entrecerrara levemente a medida que se iban acercando, pues estaba viendo que no estaba equivocado cuando dedujo que ésta estaría mucho más guardada que el perímetro exterior. Hasta que de repente, pronunció:

- Quietos – el golem sobre el que seguía sentado le obedeció al instante y, esperó que Sheryl por su bien también lo hiciera.

Rede miró con atención, frunciendo levemente el ceño. Ya había visto antes en la grabación de Zai que el terreno presentaba un cambio demasiado llamativo como para ignorar la nueva barrera que se levantaba ante ellos pero, ¿por qué así? La exterior estaba bien escondida, ¿por qué ésta era tan clara entonces? ¿Un aviso? Rememoró entonces las trampas que le había mostrado el golem en su grabación y no tardó mucho en llegar a una conclusión.

- Efecto en cadena – musitó, más para sí mismo que para su compañero. “Y todo efecto en cadena, siempre tiene un origen…”, pensó el niño, viendo enseguida en su memoria el mecanismo interno de aquella técnica -. Voy a por el “candado”, no te muevas de aquí – le dijo a Sheryl mientras se alejaba de él sobre Zai, siguiendo el camino del efecto claramente visible en las trampas.

Era demasiado obvio, ¿se trataría de una trampa? Debía ir con cuidado, más aún cuando llegó al final del efecto dominó tras haber rodeado media ciudad y se encontró en un gran claro con tres árboles. “Demasiado obvio”, continuó pensando Rede, con el ceño fruncido. No tuvo apenas que mirar en el lugar para dar con el sello, los pequeños animales muertos alrededor de un punto central entre los tres árboles le indicó de nuevo una trampa, que se encargó de desactivar antes de poner los pies en el suelo. Apenas movió la tierra con sus botines y apareció parte del papel allí enterrado. “Ni siquiera está a una profundidad decente, menuda chapuza”, pensó de nuevo, “esto es obra de un inútil, un inexperto o… alguien con mucha prisa”. Rede cogió el sello y lo observó detenidamente, alzando una ceja. Luego, pronunciando una liberación de sello algo más complicada que las anteriores, lo desactivó y volvió a montar en Zai, regresando adonde había dejado al noé adulto mientras deducía sobre lo que había descubierto hasta ahora:

“El efecto en cadena es muy básico, demasiado obvio además en este caso. Los sellos y las trampas de la primera barrera estaban mejor escondidos y esparcidos por el terreno, además de ser diferentes, los tuvo que poner otra persona distinta a la chapucera. Sin embargo, el sello de origen del efecto en cadena era una modificación de los de la Orden y nada comparable a los míos, además de los usos obvios y descuidados en la técnica usada… es un aprendiz. O quizás, alguien que quiere hacernos creer que lo es, para atraernos por algún motivo… Habrá que ir con cuidado”.

Pero recordando la atención selectiva de Sheryl, Rede pensó que era mejor no explicarle nada de todo aquello y resumirle las conclusiones cuando hiciera falta. Así que cuando llegó al lugar donde ambos se habían parado antes, se limitó a continuar hasta la entrada de la ciudad, deslizándose ágilmente del golem todavía en movimiento mientras le decía:

- Zai, ruedas – de inmediato, el golem se transformó a la vez que su amo iba cayendo y tomaba su forma humana al mismo tiempo, quedando Zai convertido en unas ruedas en línea doradas acopladas a los botines de Rede en cuanto los pequeños pies del niño, ahora de piel blanca y ojos claros de color verde, aterrizaron con facilidad en el adoquinado, deslizándose con soltura para dar la vuelta y poder ver al otro noé.

Entonces, con una actuación magistral, la habitual expresión de su rostro se tornó a una típica e inocente carita de niño normal, como las que solía poner Road cuando saludaba amorosamente a su padre, para instarle a Sheryl a tomar su forma humana y adentrarse en la ciudad mientras le decía como cualquier niño normal:

- ¿Vamos, padre?
avatar
ChibiMoyashi

Femenino Mensajes : 292
Fecha de inscripción : 21/02/2011
Localización : Allá donde se encuentren atractivos incautos a los que dejar en calzoncillos... o ni con eso
Empleo /Ocio : Fullerismo creativo
Humor : Descontrol moyashil

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por Luna Mikk el Jue Mar 10, 2011 5:50 pm

Vinca atravesó la puerta del arca que les llevaría a Sumaré apareciendo en la iglesia del lugar donde ya había gente allí que parecía estar esperándoles.

-Ustedes deben ser...- El padre de la iglesia estaba por darles la bienvenida cuando Vinca salió corriendo a abrir la puerta y ver la ciudad.
-¡¡Uwaaaa!! Que sitio tan bonito.- Dijo cubriendose la cara con una mano por el sol.

Una excursión parecía para ella, jamás había estado en Brasil y le emocionaba la idea por las cosas que había escuchado de algunos buscadores o exorcistas que eran del país, no obstante no estaba ahí de vacaciones pero olvidandose de nuevo de presentaciones o cualquier bienvenida soltó la pregunta para ir al grano.- ¿Por dónde es que desaparecieron los buscadores? Creo que primero deberíamos echar un vistazo por las afueras.- Todavía estaba con las puertas abiertas dejando que el sol le diera en la cara.

____________________________

Kyomei Project ~ Dgm Rol

*Todos con Japón*



Tyki Mikk [Noah] ~ 20 Puntos | Descubre el placer
Vinca Pervinca Matthews [Clérigo] ~ 0 Puntos | Trust me
avatar
Luna Mikk
Admin Noah del Placer

Femenino Mensajes : 359
Fecha de inscripción : 18/01/2011
Edad : 28
Localización : Al otro lado del espejo.
Empleo /Ocio : Estudiante / Escribir, diseño grafico, leer y rolear x3
Humor : Pervi *¬*

http://lunainverseelric.deviantart.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por † Kamelott † el Jue Mar 10, 2011 7:57 pm

Sheryl no había abierto la boca en el tiempo que caminaba con el pequeño, más que nada por que parecía que por mucho que el pudiera hablar, Rede no le haría ni caso. Hasta cuando el pequeño le dejó solo acabó sentado en el suelo, siempre mirando de hacerlo donde no se manchara mucho la ropa, pero sentarse al fin y al cabo y con una mano sugetando su cabeza en pose aburrida esperando el regreso del pelirrojo.

Esperó y esperó, hasta cogió uno de sus mechones de cabello rizándolo mientras pasaba el tiempo hasta que llegó su compañero de misión. Con él se dirigió a la entrada de la ciudad y pudo ver como era la forma humana del pequeño. Así realmente no parecía más que un niño. Un niño algo serio para su edad pero un niño, hasta mono le llegó a parecer por un momento.

-¿Pa--Padre?- Aquello le pilló por sorpresa, jamás se imaginó que de verdad aquel niño quisiera entrar en la ciudad haciendose pasar por su hijo. El mismo cambió a su aspecto humano.- ¿No sabes que aún como humanos no nos parecemos en nada? ¿Como esperas que haga de padre?- Casi prefería otro parentesco, aunque ahora con Wyseli eran uno más en su familia, a el le gustaba que Road fuese su única y hermosa hijita a la que adorar.

Aún debiendo entrar, no tuvo más remedio que aceptar aquel papel que le tocaba y caminando tranquilamente y mirando a su alrededor entró en la ciudad.
avatar
† Kamelott †

Femenino Mensajes : 75
Fecha de inscripción : 27/02/2011
Edad : 27
Localización : Dentrás de tí.
Empleo /Ocio : Estudiante y roleadora.
Humor : ^^

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por ChibiMoyashi el Jue Mar 10, 2011 9:11 pm


Rede empezaba a plantearse si Sheryl realmente razonaba o si simplemente su cerebro se movía por impulsos causados por pasiones programadas en él… Sin cambiar su expresión de niño normal, volvió a dar un giro y patinó directo hacia el adulto, abrazándose a su cintura entre risas divertidas como si de un juego se tratase a ojos de los pocos transeúntes que pululaban por la calle por la que iban en ese momento. Cuando desaparecieron de allí, el niño levantó la cara mirando a Sheryl y su rostro volvió a su expresión adulta habitual:

- ¿Prefieres parecer mejor un pederasta que mi padre a ojos humanos? – le dijo con su tono tranquilo de siempre, sin separarse del abrazo - Porque es muy sospechoso un adulto paseando con un niño sin relación de sangre y nuestras diferencias físicas pueden ser achacadas a muchos motivos posibles fingiendo esa relación, pues precisamente tu propia hija no lleva más de tu sangre que la que llevo yo… - entrecerró los ojos, analizándole el rostro - y tampoco os parecéis precisamente – relajó de nuevo su vista -. Con tu edad, solo puedes ser mi padre o mi tío, y siendo lo primero tenemos más opciones de actuación que lo segundo – se dio un empujoncito, apoyando las manos en las caderas del otro para tomar impulso hacia atrás, volviendo de nuevo a su brillante actuación de niño normal – Así que no seas gruñón, padre, sonríe un poco, verás que el trabajo se acabará pronto si lo haces bien. – y le sonrió de nuevo con la misma expresión de Road, esperando que por el bien de ambos le hubiera entendido en cuanto a seguir haciéndole caso, pues de momento no había visto ningún sello más por las calles que habían transitado, pero no descartaba que si encontraban otro tan chapuceramente escondido como los últimos podrían empezar a investigar más profundo. Solo esperaba que Sheryl fuera lo suficientemente discreto como para no llamar la atención de los exorcistas antes de tiempo si se diera el caso de un encuentro. No era su estilo eso de saludar primero.
avatar
ChibiMoyashi

Femenino Mensajes : 292
Fecha de inscripción : 21/02/2011
Localización : Allá donde se encuentren atractivos incautos a los que dejar en calzoncillos... o ni con eso
Empleo /Ocio : Fullerismo creativo
Humor : Descontrol moyashil

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por Usagi-Chan el Vie Mar 11, 2011 12:34 pm

Olinda y Ven llegaron detrás de Vinca, pero ellos solamente le vieron salir corriendo, Ven parpadeo extrañado mientras que Oli simplemente sonrió.- El templo es muy hermoso.- dijo mirando los interiores.

-Pero Oli no es tiempo para admirar, primero la misión.- Dijo a su hermana, parándose justo detrás de ella.

-Lo sé, lo sé tranquilo, no pasa nada.- Poco después regreso Vinca preguntando sobre la misión.

-Verán, los buscadores antes de desaparecer se encargaron de proteger la ciudad, luego de eso partieron hacia el este, donde se decía estaba la inocencia, por allá hay un poblado apartado de la ciudad, aunque es parte dé, la gente decide no acercarse y dice que es una parte fuera de la propia Sumaré.

-Ya veo…- dijo Oli atenta, Ven también parecía atento.- ¿Fue ahí entonces donde desaparecieron?- El hombre asintió.- Entonces ese lugar es nuestro objetivo.

____________________________

Kyomei Project ~ Dgm Rol

*Todos con Japón*


Olinda y Ven Cecereu - Clerigo - 0 pts Ficha
Lavi, Bookman Jr. - Exorcista - 19 pts. Ficha

Artai Abarca - Noah recien formado - 0 pts. Ficha
avatar
Usagi-Chan
Admin Usagi

Mensajes : 274
Fecha de inscripción : 14/01/2011
Localización : Donde sea que haya Lucky
Empleo /Ocio : Estudiante, escritora y roleadora
Humor : .... XD

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por Luna Mikk el Vie Mar 11, 2011 9:41 pm

Vinca se iba creando una situación de lo que pudo haber ocurrido mentalmente mientras escuchaba lo que les contaban. "Proteger la ciudad... ¿de los akuma? Si pasaron por aquí hacia el este a por la inocencia y aun no la encontraron igual habrá alguno por la zona." Pensaba sin dejar de ver hacia la calle pero sin dejar de prestar atención.

-Entonces... Debemos salir de Sumaré...- Habló en voz alta con rostro pensativo.- Será mejor que vayamos cuanto antes, tenemos que atravesar toda la ciudad para salir de ella y mejor será si no perdemos más tiempo.- Dijo ahora girándose a ver firmemente a los gemelos Oli y Ven para ver si estaban de acuerdo con ella y en no demorarse mucho más.

____________________________

Kyomei Project ~ Dgm Rol

*Todos con Japón*



Tyki Mikk [Noah] ~ 20 Puntos | Descubre el placer
Vinca Pervinca Matthews [Clérigo] ~ 0 Puntos | Trust me
avatar
Luna Mikk
Admin Noah del Placer

Femenino Mensajes : 359
Fecha de inscripción : 18/01/2011
Edad : 28
Localización : Al otro lado del espejo.
Empleo /Ocio : Estudiante / Escribir, diseño grafico, leer y rolear x3
Humor : Pervi *¬*

http://lunainverseelric.deviantart.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por Usagi-Chan el Sáb Mar 12, 2011 2:20 am

-En ese caso pongámonos en marcha.- Dijo Oli más que decidida avanzando hacia la salida.

-Jóvenes exorcistas.- Hablo aquel sacerdote que les recibió.- Por favor tengan mucho cuidado, nadie se ha querido acercar a ese sitio y por algo es. Los buscadores que fueron no volvieron.

-No se preocupe, le aseguro que regresaremos sin importar que.- sonio y entonces ambos hermanos abandonaron la iglesia en busca de aquel lugar señalado por el sacerdote junto con Vinca, según el sacerdote simplemente tendrían que avanzar siguiendo el camino central de la ciudad y así lo hicieron descubriendo que era un camino no muy concurrido, pero al llegar a un punto pararon de golpe.- Ahh.- Las pupilas de Oli se abrieron con sorpresa. Lo que veía era impresionante más a las afueras había ciertos rastros de lo que fueron buscadores.

Ven también observo a lo que su expresión era de terror aferrándose al brazo de su hermana con temor.- Los… buscadores…

____________________________

Kyomei Project ~ Dgm Rol

*Todos con Japón*


Olinda y Ven Cecereu - Clerigo - 0 pts Ficha
Lavi, Bookman Jr. - Exorcista - 19 pts. Ficha

Artai Abarca - Noah recien formado - 0 pts. Ficha
avatar
Usagi-Chan
Admin Usagi

Mensajes : 274
Fecha de inscripción : 14/01/2011
Localización : Donde sea que haya Lucky
Empleo /Ocio : Estudiante, escritora y roleadora
Humor : .... XD

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por † Kamelott † el Sáb Mar 12, 2011 9:25 pm

Sheryl observó mejor a Rede, siendo el pequeño pelirrojo no sabía como la gente podría pensar que es su padre pero en fin... Igual si era adoptivo colaría más la historia que querían fingir. Al final no pudo hacer nada más que ceder a lo que quería el joven noé y le siguió el juego. Actuar en esas cosas se le daba bien, ya estaba más que acostumbrado pero normalmente debía hacerlo con Road y aquello ayudaba mucho.

-Esta bien.- Aceptó.- Me haré pasar por tu padre.- Le tendió su mano aunque no estaba muy seguro de que este fuera a aceptarla, eso ya dependería de Rede a el igual le daba ir por separado, así igual abarcarían más terreno y podrían encontrar antes la inocencia o a los exorcistas pero en fin, el ahí no parecía tener mucha voz.
avatar
† Kamelott †

Femenino Mensajes : 75
Fecha de inscripción : 27/02/2011
Edad : 27
Localización : Dentrás de tí.
Empleo /Ocio : Estudiante y roleadora.
Humor : ^^

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por ChibiMoyashi el Dom Mar 13, 2011 1:35 am

El niño sonrió adorablemente con aquella actuación sin par y se deslizó de nuevo hacia Sheryl, tomándole la mano y girando sin parar entre risas como si el adulto fuera el eje de un tiovivo, para luego cambiar repentinamente la trayectoria de su deslizamiento sin soltar al otro y poder patinar con velocidad tirando de él.

- Vamos, padre, Sumaré es demasiado grande para perder el tiempo, ¡tienes que terminar el trabajo! ¡Que quiero ir jugar!

Así que arrastró a la carrera a Sheryl de esa manera un buen rato hasta que vio lo que estaba buscando, o más bien, el lugar donde pensaba que podría saberlo.

La iglesia. Si los sellos usados pertenecían a la Orden y los otros eran modificados a partir de ellos, a Rede le pareció lógico empezar por ahí, al menos podrían obtener alguna información… y Sheryl podría jugar un poco para no aburrirse.

Al fin soltó al adulto mientras abría la puerta de la iglesia, haciéndole un gesto con la mano para que le siguiera, entrecerrando levemente los ojos y sonriéndole mientras le susurraba, con aquel aspecto de maligna inocencia antes de entrar:

- Vamos a jugar un poco, padre.

El sacerdote estaba trasteando en el altar cuando vio al niño y le sonrió. Rede se deslizó por el pasillo que había formado en el centro entre las filas de bancos, una a cada lado de su camino, acercándose al hombre hasta que estuvo frente a él. Y con toda la inocencia mejor interpretada del mundo, le dijo:

- Padre, ¿Dios se enfadará conmigo si entro con los patines en su casa? – hasta se permitió el matiz de un deje de preocupación en sus ojos - Es que olvidé mis botines en el hotel…

- No te preocupes – le dijo amablemente, acariciándole la cabeza -, si caminas con respeto sin correr por su casa, seguro que no.

- Entonces, ¿por qué castigó a los hombres de las afueras, padre? – la mano en su cabello pelirrojo sufrió un leve espasmo, pudo sentirlo - ¿Es que no caminaron con respeto en la casa de Dios?

- ¿De qué hombres hablas, hijo? – se hizo el que no entendía, apartando la mano de la cabeza de Rede, demasiado bruscamente para parecerle natural al niño noé. Podía ver perfectamente cómo el aspecto de su cuerpo había cambiado, los pequeños gestos que a sus ojos no podían ocultar su mentira y su nerviosismo.

- De los que pisaron los papelitos mágicos… padre… ¿Usted no sabe nada? – el adulto dio un paso hacia atrás inconscientemente, mientras Rede daba uno hacia delante, sin dejar de mirarle con sus grandes ojos claros de niño adorable cada vez más inquietante e intimidatorio - ¿O Dios tiene que castigarle a usted también para que recuerde? – comenzó a aparecer una sonrisa sádica en su carita, nada acorde con sus ojos – Si ha sido malo, lo podría hacer, ¿lo quiere ver? – le preguntó con un tono infantilmente ilusionado.

El sacerdote le miraba en silencio, diciéndolo todo con ello. Pero a Rede no le gustaba perder el tiempo…


avatar
ChibiMoyashi

Femenino Mensajes : 292
Fecha de inscripción : 21/02/2011
Localización : Allá donde se encuentren atractivos incautos a los que dejar en calzoncillos... o ni con eso
Empleo /Ocio : Fullerismo creativo
Humor : Descontrol moyashil

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por † Kamelott † el Vie Mar 18, 2011 3:12 pm

Una perdida de tiempo... Aquello no era más que una perdida de tiempo. Eso era lo que pensaba cuando encima, entraron en aquella iglesia. Dejó que Rede se adelantara con sus patines y el fue despacio observando además como las monjas que estaban antes ahí trataban de alejarse disimuladamente, aunque tuvo que reconocer que las cosas se ponían interesantes en aquel momento.

-No tengan tanta prisa.- Dijo más para sí sonriendo ampliamente de forma algo sádica alzó levemente una mano haciéndolas volver a acercarse de nuevo mientras no dejaba de sonreír para disimular como malamente podía. Las cosas se estaban poniendo más interesantes.
avatar
† Kamelott †

Femenino Mensajes : 75
Fecha de inscripción : 27/02/2011
Edad : 27
Localización : Dentrás de tí.
Empleo /Ocio : Estudiante y roleadora.
Humor : ^^

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por ChibiMoyashi el Vie Mar 18, 2011 4:26 pm


Los niños se aburren con facilidad, hasta los que no lo parecen. Y consciente de que al adulto que iba con él probablemente le pasaba igual, Rede decidió que ya era hora de dejarse de tonterías. Aquel hombre sabía algo y no había cosa que más odiara Rede que tener un conocimiento tan cerca y no poder apresarlo a la velocidad que su memoria lo hacía.

De repente, aquellos grandes e inocentes ojos verde claro clavados en los del asustado cura relucieron rojos mientras su retina se volvía negra y sus pupilas se afilaban un segundo. Lo justo para que los ojos de aquel hombre brillaran rojizos un momento, antes de volver a abrirse como platos ante lo que le había visto hacer.

- Dios castiga a la gente mala con DOLOR – en cuanto recalcó aquella palabra, el sacerdote se encogió sobre sí mismo violentamente y cayó al suelo. La mirada del niño noé volvió a su actitud de siempre. Su sonrisa desapareció -. ¿Lo siente usted, padre? Eso es que ha sido malo – Rede se acercó hasta que las ruedas doradas estuvieron justo frente al rostro congestionado del hombre caído, que se sobresaltó al ver cómo de una de esas ruedas se abría un gran ojo – Eso es que ha sido malo… ¿me va a decir por qué?

El hombre bajó la cabeza sin dejar de temblar por la sensación que Rede le había hecho sentir con su poder. Sin embargo, el niño agradeció que toda su atención hubiera estado en ese momento en el sacerdote, pues le oyó murmurar algo que le hizo abrir más los ojos enseguida, para aumentar la intensidad del dolor. Y el sacerdote volvió a encogerse, obligándose a callar. Entonces, las ruedas doradas de sus botines se asentaron sobre la nuca de aquel infeliz e hizo presión mientras le decía, con un tono de voz más hondo y amenazante:

-Vuelve a intentar lo del sello de protección y créeme que el dolor y la agonía te acompañarán hasta más allá de la muerte – volvió a abrir los ojos y el hombre gritó y se retorció de dolor - ¡Habla!


- Si… - Rede hizo disminuir el dolor, al empezarle a escuchar colaborando - si lo que estáis buscando son los exorcistas, van hacia el este, hacia el poblado anexo de la ciudad, pero acabarán igual que los buscadores y todo aquel que se acerca a ese lugar, - el hombre bajó el rostro, haciendo una pausa - no dejaré que nadie llegue vivo hasta allí y menos alguien de la Orden. Van tras la Inocencia como corderos y por saber modificar un sello ya se creen que saben de todo, proteger a la ciudad… como si fueran héroes – Rede disminuyó de nuevo la sensación, comenzaba a atar algunos cabos -. Sin la excusa de la Inocencia estarían siendo quemados todos en una hoguera por la misma Iglesia – escupió las palabras con desprecio -, cuando hay cosas más valiosas que eso…


- ¿Qué cosas? – Rede alzó una ceja con curiosidad. El sacerdote debía de saber ya que eran noés, por cómo les estaba hablando.


- No os podréis acercar, le serviréis de alimento igual que los exorcistas…


- ¿Algún experimento de la Orden que no te dejaron terminar cuando trabajabas allí, por eso ese rencor y esas protecciones? – sí, quizás hizo algún experimento que no les convenía a los de la Orden en su día y por eso tanta hostilidad.


Pero el nuevo silencio del hombre le hizo aumentar el dolor en su cuerpo, lo cual le obligó a apartar su patín de la cabeza ajena por los gritos y movimientos de agonía del hombre mientras él continuaba con su cara seria sin sonrisa de siempre. Aquello ya era perder el tiempo y la curiosidad de Rede por ver aquella cosa misteriosa le hizo apremiar. Se dio la vuelta y se deslizó hacia Sheryl diciéndole:

- Si no hay Inocencia, solo nos queda la de los exorcistas – le insinuó, clamando con sutileza a sus pasiones – … pero hay que asegurarse de que eso tan valioso que dice el señor padre no tiene nada que ver con ella – ni siquiera miró a las monjas, sus ojos estaban clavados en los de Sheryl – Zai, flota – pronunció sin pararse, comenzando a caminar cuando su golem se convirtió de nuevo en aquella bola dorada flotando tras él – Voy a investigar un poco a los exorcistas – le anunció, caminando hacia la puerta seguido del golem -, así que acuérdate del camino que tomamos para ir por las afueras si te quedas aquí a jugar – Zai se deslizó bajo su amo, sentándole sobre él -. Que le sacases algo al señor padre sobre su “experimento” igual hasta nos salva la vida, quién sabe…

Y sin ceremonia alguna, salió por la puerta sentado sobre Zai, al que hizo volar bien alto para tener una mejor visión de las afueras y poder localizar a los exorcistas, mientras hacía un llamamiento a un grupo de akumas. Con algo de morralla tendría suficiente para verles luchar y analizarlos como personas y como compañeros. En cuanto localizó a lo lejos los tres uniformes de la Orden, afortunadamente para Sheryl, cerca de los restos de los buscadores, hizo descender a Zai para acercarse sin ser visto volando entre las copas de los árboles hasta hacerle bajar a una distancia prudencial, haciendo que el golem redujera su tamaño hasta parecer una pelota normal y corriente entre sus brazos. Y habiéndose ubicado en un palco bien oculto y cómodo para observar a una distancia adecuada, ordenó que los akumas bajasen a saludar a los tres exorcistas para que comenzase el espectáculo.

avatar
ChibiMoyashi

Femenino Mensajes : 292
Fecha de inscripción : 21/02/2011
Localización : Allá donde se encuentren atractivos incautos a los que dejar en calzoncillos... o ni con eso
Empleo /Ocio : Fullerismo creativo
Humor : Descontrol moyashil

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por Luna Mikk el Jue Mar 24, 2011 9:02 pm

Vinca había ido caminando todo el tiempo junto con los gemelos viendo la ciudad, en silencio, pero sin perder detalle, como si en alguna excursión alguien les fuese guiando y contando cosas típicas del lugar. Al principio le extrañó un poco que una ciudad como aquella estuviese tan poco concurrida por aquella calle por la que iban, aun sabiendo que algo extraño pasaba siempre había gente que no hacía caso de esas cosas. Todo empezó a tener sentido cuando vieron aquel panorama del horror.

-Parece que ellos no han podido hacer nada...- Juntó sus manos en una plegaria por las almas de los cuerpos que había por allí.- Averigüemos que es lo que les pasó.- Iba a dar un paso más cuando vio a algunos akumas que venían a darles la bienvenida.- Vaya... Parece que tenemos compañía.- Dijo para ella mientras cogía su máscara y su inocencia se activó al ponérsela haciendo que al momento sus manos y parte de los brazos se recubrieran de su negro escudo creando unas garras.- Parece que llegó la hora de luchar.

En otra ocasión seguro se habría lanzado a por los akumas, pero por aquel panorama no parecía lo más seguro así que simplemente esperó a que estos se acercaran un poco para poder atacarlos con sus garras.

____________________________

Kyomei Project ~ Dgm Rol

*Todos con Japón*



Tyki Mikk [Noah] ~ 20 Puntos | Descubre el placer
Vinca Pervinca Matthews [Clérigo] ~ 0 Puntos | Trust me
avatar
Luna Mikk
Admin Noah del Placer

Femenino Mensajes : 359
Fecha de inscripción : 18/01/2011
Edad : 28
Localización : Al otro lado del espejo.
Empleo /Ocio : Estudiante / Escribir, diseño grafico, leer y rolear x3
Humor : Pervi *¬*

http://lunainverseelric.deviantart.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por Usagi-Chan el Sáb Mar 26, 2011 1:59 am

Estaban por seguir avanzando cuando también se giraron para notar la presencia de los akumas.- Son tan oportunos.- dijo Oli frunciendo el seño, permitieron que Vinca activara primero su inocencia lo cual sorprendió a Ven que se mostro más interesado al ver como la mascara se unía a Vinca.- Vamos Ven es nuestro turno.- Dijo observando que los akumas se aproximaban con rapidez, junto ambas manos, como si fuese a rezar, susurro unas palabras y ambas manos comenzaron a brillar en un tono verde.

-Adelante.- Dijo Ven y corrió hacia los akumas, mientras corría su piel iba cambiando de color, cubriéndose con una luz verdosa, del mismo tono que el que brillaba en las manos de su hermana, todo fue cubierto, hasta la ropa, transformándose así en un ser con forma humana.

-¡Acábalos Ven!- El nombrado con su nueva apariencia saltó y al momento con un puñetazo exploto a uno de los akumas.

____________________________

Kyomei Project ~ Dgm Rol

*Todos con Japón*


Olinda y Ven Cecereu - Clerigo - 0 pts Ficha
Lavi, Bookman Jr. - Exorcista - 19 pts. Ficha

Artai Abarca - Noah recien formado - 0 pts. Ficha
avatar
Usagi-Chan
Admin Usagi

Mensajes : 274
Fecha de inscripción : 14/01/2011
Localización : Donde sea que haya Lucky
Empleo /Ocio : Estudiante, escritora y roleadora
Humor : .... XD

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por † Kamelott † el Mar Mar 29, 2011 7:58 pm

Sheryl dejó que Rede se fuese como si nada, le escuchó lo que le dijo pero tampoco prestó mucha atención al pequeño, ahora mismo estaba más centrado pensando como torturar a aquel pobre cura pero claro, siendo Rede un noah, igual no era más que un niño, asi que antes de hacer nada esperó a ver como desaparecía por la puerta.

Ahora eran los únicos en aquella iglesia y haciendo que las monjas se acercaran al cura y también atrapó a este bajo su poder y el mismo se acercó solo un poco más.

-Le voy a dar varias oportunidades para hablar, pero tenga en cuenta que cada vez que diga algo que no me guste oir será alguna de ellas quien lo sufra, y cuando ellas mueran, será usted mismo.- Eso era lo que decía pero siendo sinceros ninguno de ellos saldría con vida de aquel lugar.
avatar
† Kamelott †

Femenino Mensajes : 75
Fecha de inscripción : 27/02/2011
Edad : 27
Localización : Dentrás de tí.
Empleo /Ocio : Estudiante y roleadora.
Humor : ^^

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por ChibiMoyashi el Jue Mar 31, 2011 12:09 am

Lo primero que observó Rede de los exorcistas fue su exterior. Mellizos, pues biológicamente era imposible que fuesen gemelos a pesar del gran parecido, y una chica, los tres jóvenes. Demasiado jóvenes.

Observó con más detenimiento, miró sus indumentarias. Caucásicos los tres. La chica era mayor de lo que parecía, las proporciones del cuerpo y de la grasa corporal ya estaban asentadas y equilibradas, debía de tener ya los 20 años, mientras que los mellizos eran más jóvenes, la obviedad estaba en el aspecto del chico. Aún le quedarían unos años para el reforzamiento mandibular pero viendo su estatura y la anchura de los hombros, ya habría pasado los 15 aunque no llegaría a los 18 aún. Sí, demasiado jóvenes…

Ahora, los detalles. El cabello de los mellizos no era precisamente normal. No era ninguna novedad la falta de pigmentación en uno o varios mechones de cabello pero aquello era excesivo y, aun siendo eso normal, no lo era la textura que tenían en comparación con el resto del pelo. Algo propio de Inocencias tipo parásito… También le llamó la atención las marcas en las manos de la melliza, igual a la que tenía en la nuca su hermano. ¿Tatuajes? ¿Maldiciones? Le pareció más que curioso los lugares en los que los llevaban. Manos y nuca. Un golpe mortal. ¿Significaría eso algo referente al tipo de relación que mantenían entre ellos?

De la otra chica le llamó la atención la máscara. ¿Un macabro adorno o una posible Inocencia de tipo equipamiento? A pesar de su falta de remilgos, le desagradaba. Debía de ser lo segundo. Luego, pensó en las alas. El piercing y la marca del hombro. Eran demasiado similares, así que posiblemente era un simple tatuaje o, en el caso de que fuese algo más significativo, el piercing debió de haber sido hecho por ello, pues mostraban una dualidad en el color y en la posición en que se encontraban ubicados. Rede pensó en el simbolismo de las alas: moral, pureza, protección, religión, belleza y fuerza. Blanco y negro, derecha e izquierda, doble moral, pureza – vileza, protección-peligro, religión – ateísmo, belleza – fealdad, fuerza – debilidad… ¿Bipolaridad? ¿Una culpa que expiar? ¿Un cambio de vida? ¿Hipocresía? ¿Un simple adorno que le pareció cool? Lo que sí tenía claro es que debía ser una chica resistente y de fuertes convicciones, si habían sido hechos por iniciativa propia, pues marcar el cuerpo y más aún de forma permanente requería decisión, fuerza y compromiso… o simple locura.

Después, analizó la expresión corporal. Novatos o muy listos, habían llegado hasta los restos de los buscadores, pero no habían avanzado más. ¿Asustados o analizando la situación? Lo que estaba claro es que la melliza era la dominante de los hermanos, había visto la expresión del chico y su agarre. Sin embargo, confirmó que eran novatos, en cuanto activaron su Inocencia. El mellizo pareció interesado en la chica de la máscara, estaba claro que nunca habrían ido de misión juntos y que, si hubiesen ido a más, no se quedaría mirando como su compañero activaba su Inocencia cuando había un ataque inminente. Sin embargo, había seguridad en los tres. Había confianza entre ellos, debían de ser amigos o estar muy concienciados con su sino como exorcistas… o salvadores de la humanidad, como se autoproclamaba más de uno, como si fuese un gran héroe.

Pero ahora debía centrarse en observar con detenimiento el combate. Sí, la chica era la mayor y la que más seguridad tenía de los tres, fue la primera en activar su Inocencia pero no se movió. ¿Precaución o arma anti-akuma de corto alcance? Se fijó en sus cambios físicos. A simple vista, parecían estar hechos para usar el cuerpo a cuerpo, sin embargo, uno nunca se podía fiar del todo de las primeras impresiones y menos, con respecto a la Inocencia. Aunque, en el fondo, Rede deseó inconscientemente que fuese también precaución, las personas listas le gustaban. Lo que no le gustó fue ver su cara cubierta. ¿Ve con la máscara puesta o se deja llevar por otros sentidos para atacar? Habría que estar especialmente atento a eso.

En cuanto a los mellizos, empezó a entender el porqué de las marcas de los hermanos. Lo que no entendió era esa inconsciencia de ir a atacar, viendo cómo habían acabado los buscadores y habiendo la posibilidad de que hubiera más trampas, que las había, claro, que ellos lo supieran ya era otra cosa… O ya las tenían localizadas o eran muy temerarios. Rede se corrigió, “Ella es arriesgada… o confía demasiado en su Inocencia”. Entonces, oyó al fin un nombre.

- Ven – susurró para sí el niño noé -, un buen nombre para una marioneta…




avatar
ChibiMoyashi

Femenino Mensajes : 292
Fecha de inscripción : 21/02/2011
Localización : Allá donde se encuentren atractivos incautos a los que dejar en calzoncillos... o ni con eso
Empleo /Ocio : Fullerismo creativo
Humor : Descontrol moyashil

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por Luna Mikk el Dom Abr 03, 2011 5:32 pm

Vinca seguía peleando contra los akumas con sus garras golpeándoles en cuanto tuviese oportunidad pero siempre manteniendose en la misma posición, así, además de asegurarse de acabar con el enemigo tambien se aseguraba de que no le pasaba nada a ninguno de ellos, aunque esperaba que Ven fuese con cuidado, al fijarse en los buscadores todos, no parecían haber perecido por el ataque de akumas, más bien parecía otra cosa y si era una especie de trampa, no estaba en sus planes caer en esta, además por como estaba la tierra del lugar lo que fuera había sido causado por pisar donde no debían así que por más seguridad procuraba tener cuidado y fijarse donde apoyaba los pies.

-¡Ven! Ve con cuidado.- Avisó a su compañero, no deseaba tampoco verle a el acabar como aquellos buscadores.

____________________________

Kyomei Project ~ Dgm Rol

*Todos con Japón*



Tyki Mikk [Noah] ~ 20 Puntos | Descubre el placer
Vinca Pervinca Matthews [Clérigo] ~ 0 Puntos | Trust me
avatar
Luna Mikk
Admin Noah del Placer

Femenino Mensajes : 359
Fecha de inscripción : 18/01/2011
Edad : 28
Localización : Al otro lado del espejo.
Empleo /Ocio : Estudiante / Escribir, diseño grafico, leer y rolear x3
Humor : Pervi *¬*

http://lunainverseelric.deviantart.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por Usagi-Chan el Dom Abr 03, 2011 5:54 pm

Ven atravesó a un akuma más antes de caer al suelo y girarse a mirar a Vinca en silencio, en sí el mismo Ven en aquella forma no hablaba, pero no significaba que no fuera consciente de lo que hacia, giro la vista a su hermana quien le correspondió la mirada asintiéndole, se volvió a los akumas y sin moverse de su sitio alzo ambos brazos de donde salieron unas estacas lanzadas a gran velocidad que atravesaron a varios akumas.

-Veamos…- Oli recorrió sus alrededores con la mirada.- Los akumas vienen del lugar contrario a donde estaban los cuerpos de los buscadores, lo que significa que no murieron a manos de los akumas…- Camino con lentitud a donde se hallaba uno de los cuerpos y sin inclinarse lo analizo.- Eso… ¿es un sello?- se pregunto algo extrañada.- Pero si… no puede ser, nuestros enemigos no son los akumas.- ¡Vinca tenias razón!- Le grito.- ¡El lugar esta invadido de sellos! ¡Ven ten mucho cuidado! ¡Si se acercan más akumas probablemente terminen activándose y no será un lindo espectáculo hay que acabar con ellos rápidamente!- El mellizo examino a su alrededor, no lograba identificar nada, posiblemente estuviesen muy bien ocultos, entonces tendrían que matar a sus enemigos en vez de encontrar los sellos a lo que lanzo más de las estacas contra los otros.

____________________________

Kyomei Project ~ Dgm Rol

*Todos con Japón*


Olinda y Ven Cecereu - Clerigo - 0 pts Ficha
Lavi, Bookman Jr. - Exorcista - 19 pts. Ficha

Artai Abarca - Noah recien formado - 0 pts. Ficha
avatar
Usagi-Chan
Admin Usagi

Mensajes : 274
Fecha de inscripción : 14/01/2011
Localización : Donde sea que haya Lucky
Empleo /Ocio : Estudiante, escritora y roleadora
Humor : .... XD

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por † Kamelott † el Miér Abr 06, 2011 8:34 pm

-No diremos nada por mucho que nos hagas demonio.- Dijo el cura con la poca determinación que le quedaba tratando de hacer asi que el Noah se cansara y les dejara.
-¿Demonio?- Aquello había sido una ofensa pero más que enfadarse, acabó por aumentar su sonrisa.- Yo no soy ningún demonio, pero quizá termine por parecerte algo peor.

Lo único que resonaba ya dentro de aquella iglesia eran algunos gritos, rezos desesperados y súplicas, el cura era ya el único que podía mantenerse en pie, aunque quizá solo fuera por poco tiempo.

-¿Por qué no me dices que es lo que tratas de ocultar? Sea lo que sea no se merece tu muerte.- Que ironía aquellas palabras, pues con vida no pensaba dejarle.
-Lo que hay allí...- Comenzó a decir tratando de no pensar en el dolor de sus extremidades practicamente destrozadas.
-¿Si? ¿Qué es?- Parecía como si estuviese a punto de recibir un gran regalo.
-... sera vuestro... final... El final de todo...- Decepción era lo que había ahora en el rostro de Sheryl.- Él os matara a todos...

"¿Él?" Decidió acabar recompensando las palabras de aquel hombre acabando con su vida antes de abandonar la iglesia e ir a juntarse de nuevo con el pequeño Rede. Se notaba movimiento hacia las afueras por lo que trataría de no demorarse demasiado.
avatar
† Kamelott †

Femenino Mensajes : 75
Fecha de inscripción : 27/02/2011
Edad : 27
Localización : Dentrás de tí.
Empleo /Ocio : Estudiante y roleadora.
Humor : ^^

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por ChibiMoyashi el Miér Abr 06, 2011 11:59 pm

- Chica lista – murmuró, al observar la forma de atacar de Vinca, pues aun atacando cuerpo a cuerpo, no se había movido del sitio apenas.

Sin embargo, tardó en pensar lo mismo de los mellizos, aunque probablemente eran más novatos que la chica mayor o más impetuosos por su juventud. No obstante, también pudo comprobar que la melliza, aunque conociera la existencia de los sellos, no debía de saber usarlos si ni siquiera había hecho el ademán de desactivarlo o, al menos, comprobar que ya no estaba activo. Algo que también le inquietó fue la comunicación de los tres.

- Pocas palabras o ninguna – volvió a susurrar Rede para sí mismo, reforzando con ello su deducción sobre las relaciones de los exorcistas.

Aunque también le agradó comprobar que la Inocencia de la chica mayor no parecía inmiscuirse en la recepción de sus sentidos, la había oído avisar al mellizo y se fijó con detenimiento en su búsqueda de seguridad en el suelo.

- Chicas listas – se corrigió, tras los análisis de la melliza, ya que el único que no pareció ser consciente de ellos hasta ser avisado era el chico. Pero imitar a su compañera para atacar al menos le valió para comprobar que no era estúpido y que poseía un ataque de largo alcance. Era bueno saberlo después de todo.

Podría haberse pasado una semana entera observándolos como si fuesen cobayas de laboratorio, pero llevaba aguantándose las ganas de ver ese experimento misterioso del que les había hablado el sacerdote y que tan celosamente guardaba con hechicería y su silencio. Así que hizo un llamamiento al resto de morralla que se estaba guardando para mantener distraídos a los exorcistas un poco más mientras él volvía montar en Zai, una vez agrandó su tamaño de nuevo, tomando un camino más alejado del que habían estado siguiendo antes, pues no pretendía ser visto, para adentrarse en el poblado en busca del lugar donde podría estar el objetivo de su curiosidad.

Una vez se ubicó en la zona más llena de trampas, el niño noé comenzó a buscar la única casa que no tuviera destrozos, a pesar de la cantidad de trampas activadas y desactivadas que había por el lugar por lo que su observación detenida le indicó. Nadie sería tan estúpido de agujerear un escudo por culpa de otro, evidentemente. En cuanto dio con ella, desactivó el sello que producía la barrera que protegía el edificio, el cual le llevó una observación bastante detenida para encontrarlo, y entró flotando en su golem con sumo cuidado, desactivando a su vez las trampas que se asentaban en el umbral de la puerta principal.

Sabía que sería más sensato esperar a Sheryl para ver si había averiguado algo importante que él desconociera, pero era un niño después de todo y su curiosidad se acrecentaba más con el pensamiento de que el adulto hubiera acabado haciendo lo que le diera la gana y no le trajera información útil. El interior de la casa pareció un descanso, pues no poseía trampas a simple vista, pero Rede prefirió no confiarse.

- ¿Arriba o abajo? – se dijo, pensando en que algo valioso salido probablemente de un laboratorio estaría o en el desván o en el sótano. Pensó en el clima caluroso del lugar y en el aspecto que presentaba el exterior de la casa – Abajo.

Rede continuó sobre su golem dorado, flotando hasta dar con lo que parecía la puerta del sótano. Allí, al igual que en la entrada, había sellos de activación de trampas, los cuales no pudo desactivar al momento porque había otra barrera, probablemente sellando todo el sótano. De nuevo, buscó los sellos que la formaban por la casa y consiguió desactivarla, haciendo lo mismo con la trampa del umbral de la puerta y, finalmente, la abrió.

Una oscura escalera descendente se abría a su paso, iluminada únicamente con la luz que entraba por la puerta abierta del sótano. Lo que hubiera al fondo de la misma estaba en total oscuridad. Rede se palpó la ropa y sacó de uno de sus bolsillos un encendedor dorado. No era tabaco lo único que podía conseguir desde luego a pesar de su edad. Sin molestarse en cerrar la puerta, prendió el encendedor y descendió con cautela sentado en el golem flotante, sin perder detalle de lo que aquella escasa luz podía ofrecerle para ver.

Entonces, los escalones se acabaron. Una pequeña sala se abrió a su paso en la penumbra que el encendedor producía. El niño noé miró a su alrededor detenida y cautelosamente. Aquello realmente no parecía un laboratorio. Una mesa, un sofá viejo, un televisor, varios trastos acumulados, cuadros feos y pésimamente colgados en las paredes… nada fuera de lo normal. Excepto por un detalle.

¿Qué hacía un espejo de cuerpo entero en un lugar como aquel?

Si ni siquiera había luz en el sótano, era realmente extraño. Habiendo comprobado ya que no había más trampas, Rede bajó de Zai y caminó hacia el espejo, del mismo modo que su reflejo hacía lo mismo hacia él a medida que se iba acercando. Lo observó con detenimiento. Había un ínfimo hueco en las uniones de la superficie reflectante con el marco. Se dio cuenta entonces que el espejo estaba empotrado en la pared, el marco debía de haber sido añadido posteriormente. Intentó moverlo, pues el desgaste de los extremos se parecía al de las puertas correderas, pero no podía con una sola mano, por lo que puso el encendedor de pie en el suelo e hizo fuerza con las dos manos. En cuanto se movió un poco, una línea de luz verdosa escapó por la pequeña abertura que quedó abierta. Aquello animó a Rede a seguir corriendo el espejo, a pesar de la sensación cada vez más desagradable que iba sintiendo a medida que la luz verdosa invadía la estancia hasta ahogar la luz del encendedor.

El niño terminó su tarea y tomó el encendedor para cerrarlo y guardarlo, cansado por el esfuerzo. Al momento, tuvo que hacerse visera con un brazo para poder soportar la luz que salía del hueco que había dejado el espejo, al intentar mirar lo que hizo que quisiera abrir los ojos como platos aunque no pudiera.

Era una urna de vidrio rectangular, del tamaño del espejo. Un depósito más bien, pues en su interior había varias cosas contenidas. Rede se acercó, embelesado y curioso. Zai quiso alejarse. Era un muchacho, pasaba de los veinte pero no llegaba a los treinta. Su piel blanca estaba desnuda y parecía suspendido en un sueño profundo. Tenía los cabellos del mismo color que Rede.

- Inocencia líquida – musitó el niño noé, viendo el líquido que emanaba aquella molesta luz y que llenaba todo el depósito donde se encontraba el durmiente muchacho.

Sin embargo, soportó estoicamente la molestia de la Inocencia para poder estudiar con detenimiento aquel ser al que, probablemente, se estaría refiriendo el sacerdote como “algo más valioso que la Inocencia”. Y tan peligroso para noés como para exorcistas según los datos en su memoria. No obstante, sentía algo en él que no le causaba precisamente el desagrado del líquido. Era algo familiar, una especie de conexión.

- Materia oscura – murmuró, pensando en la sensación que tenía con respecto a los akumas aunque éste no lo fuera. Pero estaba seguro de que al menos había parte de ellos en él. La Inocencia probablemente debía de ser para contenerle si era así, había mucha cantidad.

Se puso de puntillas, acercando el rostro al vidrio hasta que la punta de su nariz podía tocarlo. Sus ojos verdes miraban el ser con hambrienta curiosidad tremendamente abiertos bajo sus manos. Intentó ver si podía comunicarse con él como con los akumas. “¿Puedes verme?”, le preguntó mentalmente, observando su cara dormida.

Espera.

Y de repente, el muchacho abrió los ojos de sopetón.

El inesperado gesto asustó a Rede de tal modo que activó de inmediato su poder casi sin darse cuenta, haciéndole dar un respingo hacia atrás que lo hizo caer de culo al suelo pero sin que dejase de observarle. Pudo ver como sus ojos brillaron rojizos, antes de recuperar su color normal. Eran azules. Azules como un día despejado.

El niño le miró jadeante un buen rato y no pasaba nada, simplemente tenía los ojos abiertos. Ni siquiera seguía el movimiento con la mirada, pero Rede estaba seguro de que podía ver, puesto que había sido capaz de afectarle su poder. Solo esperaba que también pudiera oír… Pero para su desgracia, no podía permitirse el entretenerse más tiempo, debía buscar un modo de solidificar la Inocencia y destruirla para poder dedicarse a su entretenimiento con aquel experimento ajeno. Que a Sheryl le diera por aparecer justo a tiempo para distraer a los exorcistas le vendría de perlas, pero prefirió apremiarse. Los adultos nunca tomaban en serio a los niños, aunque tuviesen más sensatez que ellos.

Debía de haber un laboratorio en alguna parte de aquel lugar, ese tanque tan grande tenía canales de alimentación que debían provenir de algún sitio. Pero Rede no recordaba haber visto trampillas ni otras anormalidades en las paredes o en los muebles como para ocultar puertas, ni siquiera había alfombras donde ser ocultadas. Entonces, cayó en otro detalle bastante anormal. Los cuadros.

En la casa, los cuadros eran igual de feos que en el sótano, pero estaban pulcramente colocados de forma derecha, al contrario que los de aquel sitio, por lo que empezó a inspeccionarlos. Hasta dar con un sello en la pared tras uno de ellos y se apresuró a desactivarlo. Al momento, una puerta se abrió cerca del espejo que ocultaba el depósito y dio acceso a una nueva habitación. Rede sonrió como un niño que acaba de ganar un juego a sus amigos y corrió a entrar, sin perder la cautela ni el entusiasmo.

Adoraba los laboratorios y ése lo era ciertamente. Pequeño y cutre, pero laboratorio al fin y al cabo, el suyo era bastante mejor. Allí solo se escuchaba el burbujeo leve de la Inocencia líquida en el depósito de la criatura contenida en él y el de la maquinaria conectada a aquella enorme pecera. Parecía un drenaje, así que Rede siguió el tubo, que se perdía en otra habitación contigua. Parecía un almacén. El tubo terminaba en una máquina de contención, un aparato parecido a un microondas fusionado con un frigorífico. El niño observó los botones del aparato. Aunque era más rudimentario que el que él poseía, no le costó mucho esfuerzo el comprenderlo y manipularlo.

El tanque empezó a vaciarse y la luz fue abandonando el sótano y el laboratorio, pues comenzó a recorrer el tubo, siendo drenada la Inocencia a la máquina de contención para iluminar el almacén a través de la parte transparente de las puertas del aparato. Una vez lleno, Rede, bajó la temperatura al máximo y observó un momento la rápida solidificación. El aparato se llenó de muchísimas lucecitas independientes, al irse separando cada Inocencia de las demás que formaban todo el líquido. El niño no esperó que se congelaran, por lo que apagó la máquina y abrió la puerta. Cientos de Inocencias esperaban su destrucción ante sus manitas, por lo que no las hizo esperar, volviéndolas polvo una a una de forma automáticamente mecánica, como si estuviera haciendo el trabajo de oficina más aburrido del mundo. Firmar y sellar, firmar y sellar, coger y destruir, coger y destruir.

Con la disminución del número de Inocencias, la luz también se mermaba, empezando a quedar el lugar en penumbra. Pero no fue eso lo que detuvo de su aburrida tarea a Rede antes de que pudiera acabar con las útlimas.

Un sonido.

Algo se arrastraba.

El niño noé no se movió del sitio, girando la cabeza hacia la puerta del almacén con los ojos bien abiertos y atento. Zai flotaba a su lado, inquieto.

Una mano apareció en el suelo, ayudando al resto de su cuerpo a reptar hasta que su cabeza pelirroja asomó por el umbral y la levantó, mostrándole la cara a Rede. Los ojos del niño noé se abrieron como platos. Esa no era la cara que tenía cuando le observó a través del vidrio. Pero no fue hasta que oyó lo que aquella cosa pronunció, que empezó a retroceder inconscientemente.

-Tengo… hambre…
avatar
ChibiMoyashi

Femenino Mensajes : 292
Fecha de inscripción : 21/02/2011
Localización : Allá donde se encuentren atractivos incautos a los que dejar en calzoncillos... o ni con eso
Empleo /Ocio : Fullerismo creativo
Humor : Descontrol moyashil

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por † Kamelott † el Sáb Abr 09, 2011 4:17 pm

Sheryl se dirigió por las calles de Sumaré, hacia las afueras donde ya se podían ver algunos akumas siendo derrotados por algún exorcista y aunque tenía ganas de llegar para matarlos luego de jugar un poco con ellos.
Cuando ya se encontraba cerca decidió no mandar más akumas y aunque al principio le extrañó un poco que el pequeño Rede no se encontrara allí cuando el mismo había quedado de verle en aquel lugar. Igual asi era mejor para el, podría jugar a gusto con aquellos exorcistas, además se veían jóvenes y fuertes, bastante monos, aunque ninguno se acercaba al nivel de su hermosa Road.

Empezó a aplaudirles, el que estuviesen acabando con todos los akumas se merecía un reconocimiento por su parte, además no parecían luchar mal, aunque contra el poco podrían hacer.

-Que bonito espectáculo que estáis dando.- Igual se veía com un inconsciente al estar en su forma humana. ¿Como iba a estar un humano ahí tan tranquilo y encima felicitándoles por lo que hacían? Él en el fondo se divertía.
avatar
† Kamelott †

Femenino Mensajes : 75
Fecha de inscripción : 27/02/2011
Edad : 27
Localización : Dentrás de tí.
Empleo /Ocio : Estudiante y roleadora.
Humor : ^^

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por Luna Mikk el Dom Abr 10, 2011 5:06 pm

Vinca, que acababa de rematar a unos akumas se quedó algo descolocada al escuchar que alguien les aplaudía y se giró a ver quien era. ¿Un humano en medio de una pelea entre exorcistas y akumas en un sitio donde aparentemente todos tenían miedo de acercarse? Aquello era extraño y tampoco se podía decir que fuese de confianza facil fuera del círculo de exorcistas.

-¡Tú!- Le gritó a Sheryl aun sin desactivar su inocencia.- ¿Quién eres y qué haces aquí? Este es un lugar peligroso.- Aunque ya no es que quedasen akumas precisamente seguía el problema de las trampas que acabaron con los buscadores.- Deberías marcharte de aquí.- Algo tenía claro por su rostro y es que nada de aquello parecía sorprenderle o que simplemente pensara que era algo extraño, así que posiblemente estaba relacionado con todo aquello. "¿Un akuma?" Pensó, pues los akumas tenían forma humana si no se manifestaban como lo que eran, o quizá... "¿Un Noah?" Aquel pensamiento la hizo mantenerse aun más en guardia. Fuese lo que fuese no parecía amigo o alguien a quien proteger, debía mantenerse atenta.

____________________________

Kyomei Project ~ Dgm Rol

*Todos con Japón*



Tyki Mikk [Noah] ~ 20 Puntos | Descubre el placer
Vinca Pervinca Matthews [Clérigo] ~ 0 Puntos | Trust me
avatar
Luna Mikk
Admin Noah del Placer

Femenino Mensajes : 359
Fecha de inscripción : 18/01/2011
Edad : 28
Localización : Al otro lado del espejo.
Empleo /Ocio : Estudiante / Escribir, diseño grafico, leer y rolear x3
Humor : Pervi *¬*

http://lunainverseelric.deviantart.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Misión en Brasil: Vinca, Olinda y Ven

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.